domingo, 28 de junio de 2020

Cómo hacer una maleta si no sé a dónde voy a ir

Hace poco fue el cumpleaños de Anna, para los que seáis nuevos es una amiga mía que viene mucho de visita en el blog de Instantes de Tiempo. Le regalaron para su cumpleaños un viaje sorpresa. Cosa que me encanta. Pero su gran duda era que poner en una maleta sin destino.



Cómo os he explicado muchas veces a la hora de organizar una maleta tenemos que tener en cuenta cuántos días vamos a estar fuera, qué tiempo va a hacer y qué actividades vamos a realizar. Pero de esta ecuación Anna solo sabía cuántos días iba a estar fuera. Así que pidió ayuda en Instagram y a mí me dio una idea para el blog. Su primera idea fue hacer una maleta muy básica: dos jersey y dos tejanos. Pero luego pensó en que si era su cumpleaños quizá iba a cenar en algún sitio un poco más especial.

En una situación así lo mejor (que no significa que sea lo más fácil) es hacer una maleta con prendas combinables entre ellas y graduable. Así que os voy a explicar cómo hacerlo. Anna iba a viajar 4 días así que vamos a necesitar tres looks u outfits, que entre ellos estará uno muy especial para su cumpleaños y luego otros más simples y cómodos para viajar en avión o turistear. También hay que tener en cuenta que es invierno y hace frío, además creo que le comentaron que cogiera el paraguas porque iba a llover. Así que otro consejo que le di a Anna era que fuera en plan cebolla, puedes ir más o menos arreglada y también más o menos abrigada.

Primer look


Empecemos por algo muy sencillo cómo es un tejano y un suéter. Al fin y al cabo esta fue su primera idea. Es preferible unos vaqueros azul marino muy clásicos y fáciles de combinar. Igual que un jersey de colores combinados con el resto de prendas que nos vamos a llevar. Este look es fantástico para el día del aeropuerto o para turistear un domingo de tranquis.



Segundo look


Para hacer un segundo look hay que escoger una de esas prendas del primer look, el vaquero o el jersey, y combinarlo con otra prenda para hacerlo algo más especial. Podemos cambiar el suéter por una blusa más romántica. Si creéis que vais a pasar frío lo podéis combinar con un blazer o un cardigan, también un pañuelo o bufanda. Este look nos puede servir tanto para turistear como para una comida en un restaurante un poco más elegante.



Tercer look


Aquí es cuando yo pondría toda la carne del asador. Haría un look muy especial de dos piezas. Por ejemplo, la blusa que hemos hablado antes, combinado con unos pantalones mucho más formales que unos tejanos. También le añadiría unos botines de tacón, aunque os quiero hablar de los accesorios al final. Este look me lo reservaría para ir a cenar el día de mi cumpleaños, por ejemplo.



Cuarto look


Este cuarto look me sirve para cerrar el círculo y crear un outfit muy parecido al segundo. En el segundo hemos cogido algo más cómodo como un tejano y lo hemos combinado con una blusa romántica, que ha hecho que el look sea un poco más especial. Ahora yo cogería esos pantalones formales y los combinaría con el suéter que hemos hablado en el principio. Si queremos que sea un look mucho más informal cambiaría los botines por unas deportivas.



Accesorios

Después de todo este rollo tenéis que tener en cuenta que tanto los accesorios, como nuestro peinado o maquillaje pueden hacer que un look de día pueda pasar a ser un look de noche mucho más especial. ¿Y cómo lo logramos?

Hay que tener en cuenta que vamos con una maleta de cabina y que no nos podemos llevar medio armario. Yo me llevaría unas deportivas y unos botines de tacón pero cómodos, que ambos me sirvieran para andar mucho. Las deportivas nos darán una imagen más cómoda y los tacones nos darán una imagen más formal.



Esto también lo podemos lograr con distintos bolsos. Yo optaría por un bolso grande o mochila. Hay algunas compañías aéreas que aparte de la maleta os dejan llevar una mochila y está no serviría como parte de equipaje. Cuando lleguemos a nuestro destino yo la usaría para turistear y meter dentro la cámara, la botella de agua, … Y para la noche de mi cumpleaños cogería un bolso mucho más especial. Pero que además le podemos dar otra utilidad, como la bolsa de los cargadores dentro de la maleta por ejemplo.



Otros accesorios a tener en cuenta, que pueden realzar un outfit de noche son unos pendientes especiales o aquel collar que nos gusta tanto. Con el maquillaje pasa igual: un maquillaje más oscuro o más recargado se verá como un look más arreglado. Podéis buscar en Google cómo pasar un maquillaje de día a un maquillaje de noche, hay mil opciones.

Una última cosa que no os debéis olvidar de meter a la maleta y que también os puede ayudar si necesitáis una camiseta o pantalón de más es el pijama. Si como pijama os lleváis una camiseta básica que es cómoda pero a la vez la podéis llevar por la calle mucho mejor. En cuanto al pantalón, en viajes de clima frío, os recomiendo unas mallas térmicas. Estaréis la mar de cómodos en casa y si necesitas una capa extra para salir a la calle os vendrá muy bien. 

Como último Anna me contó que estaba preparando una bolsa con medicamentos. Yo que he viajado con ella debo reconocer que es de ese tipo de personas que van preparadas para el mundo moderno. En este enlace os dejo lo más importante que tiene que contener vuestro neceser de viaje.


Y una vez más queda demostrado porque me gusta tanto hablar de maletas en el blog de Instantes de Tiempo. Porque aprender a combinar nuestro armario de esta manera nos hace optimizarlo al máximo. Aparte de que yo me lo he tomado como un reto y como un juego y me lo he pasado muy bien. Y a fin de cuentas si Anna siente que se ha dejado algo estoy segura de que lo podrá comprar en cualquier supermercado. Déjame comentarios cuál sería vuestro mejor consejo y si os atreverías con un viaje sorpresa.

Adriana

domingo, 21 de junio de 2020

Armario cápsula de verano

Hace mucho tiempo que no os traía un armario cápsula al blog de Instantes de Tiempo. Si os acordáis ya os explique que es un armario cápsula y porque nos resulta muy practico a la gente wanderlust como nosotros. Aun así hagamos un repaso: es una selección de una pocas prendas y así es más fácil y rápido hacer la maleta. Vosotros decidís la duración del armario capsula, el número de piezas y que piezas contabilizáis.




  1. Limpiar el armario: saca toda la ropa del armario y ponla encima de la cama.
  2. Separa la ropa: separar la ropa en montes, lo que nos encanta, lo que queremos donar y lo que vamos a tirar. 
  3. Colores: escoge que colores quieres para tu cápsula, cuales te quedan mejor y que colores tienes más en tu armario
  4. Crea tu colección: selecciona de la ropa que te encanta cuales participaran en tu armario capsula
  5. Corrige: el mejor consejo es que practiquéis, invierte en tus prendas clave y olvídate de las que nunca te pones (aunque te encante)
Normalmente estas pocas prendas que tenemos en el armario serán de buena calidad, nos gustan mucho (en plan me pongo esta camiseta y estoy feliz todo el día) y son muy combinables entre ellas. ¿Qué creéis que es mejor tener un motón de ropa y "no saber que ponerte" o tener poca ropa pero que te encanta?. A la hora de hacer una maleta, solo tenemos que determinar cuantos días nos vamos, que tiempo va a hacer y cuanta ropa nos vamos a llevar. Antes de empezar también me gustaría recordaros que podemos personalizar y realzar un look con el maquillaje, peinado y accesorios.



Para crear mi armario cápsula de este verano he seleccionado tres colores básicos, blanco, negro y gris, y dos colores acento, azul y amarillo. Esto es lo que nos va a ayudar que nuestra maleta sea fácilmente combinable. 


Para esta ocasión, he escogido 15 prendas. Entre las cuales hay partes de abajo, partes de arriba, vestidos, chaquetas, bolsos y zapatos. Para establecer un número es algo complicado, lo mejor es el ensayo y error hasta que os encontréis cómodos. También tiene influencia lo que vosotros necesitéis: como tenéis que ir vestido en el trabajo, si tenéis algún evento especial durante los meses de verano, ... Y no he contado ni ropa interior, ni ropa de deporte o pijama, tampoco bikinis o cosas por el estilo. 

En verano hace más calor que nada pero siempre viene bien tener una chaqueta en el armario. A mí me encantan las chaquetas tejanas. Podéis optar por una clásica azul, por una con un color diferente o incluso por alguna con bordados o customizada. ¿Qué otro tipo de chaquetas soléis utilizar en verano?



Luego he escogido cuatro partes de arriba, diferentes entre ellas para poder hacer más looks diferentes. Una camiseta de manga corta, puede ser estampada o básica, una camiseta de tirantes lisa, otra camiseta de tirantes un poco más romántica y una camisa blanca de manga corta. Con estas cuatro os podéis ir al fin del mundo y volver, si queréis.



Luego he escogido cuatro partes de abajo, que combinen con esas cuatro partes de arriba y a la vez sea distintas entre ellas. Uno pantalones cortos tejanos, puede ser de color sencillo azul, de color, customizado, negros para tener un pantalón negro en el armario, ... Además otro pantalón corto más romántico o que tenga algún detalle que le diferencie. Una falda, puede ser una clásica o si preferís dar un toque diferente a vuestro armario. Por último unos tejanos largos por si refresca en algún momento. Si por lo que sea hace mucho frio os ira muy bien con la chaqueta tejana. 

Las combinaciones con la falda


En verano me gusta añadir vestidos, en esta ocasión he escogido dos muy diferentes. Os recomiendo tener siempre uno negro que os sirva tanto para ir a la playa como para ir a una cena formal. Mientras otro sea el típico vestido veraniego.

Las combinaciones con el vestido


Ahora pasemos a los accesorios. He decidido contabilizarlos pero si vosotros preferís no hacerlo y tener a mano vuestra colección también es una opción. He escogido unas sandalias de tiras finas y negras que me sirvan tanto para eventos más casuales como para eventos más formales. Luego unos tenis de tela para los días de más trote o que haga más frío. Por ejemplo, si vais a tomar un vuelo este verano podéis poneros una camiseta, con el tejano largo, la chaqueta y los tenis y no morir congelados con el aire acondicionado. En cuanto a bolsos he optado por un bolso grande y uno pequeño. El grande es el que he escogido en líneas clásicas y más básicas y el pequeño el que dé el toque de color.

Gracias a los accesorios podemos darle un toque diferente al look


Si con esto yo puedo pasar tres meses vosotros os podéis hacer una maleta para quince días, así que mucho más fácil para hacer una maleta de fin de semana. También os quiero comentar que esto es la teoría, pura y dura, si queréis ver mi realidad lo podéis ver en el canal de Instantes de Tiempo. Por cierto, la semana que viene os compartiré una maleta para cuando no sabemos cual va a ser mi destino. Es algo que tenía preparado para el cumpleaños de Anna, que hacía más frío. Así que en el blog veréis la versión original y en el canal de Instantes de Tiempo os compartiré la versión de verano.

 

Dejadme en comentarios cual es vuestra prenda indispensable para el verano, por ejemplo yo no he contado bikinis pero si queréis lo podéis hacer. En mis redes sociales esta semana os iré compartiendo más cosas sobre este armario cápsula y ¡Qué tengáis una feliz semana!

Adriana

domingo, 14 de junio de 2020

El filtro amoroso de las promociones turisticas

Ahora que empieza la vuelta a la normalidad, ¿a vosotros también os suena raro?, hemos podido empezar a ver muchos anuncios de destinos turísticos. Tentándonos para nuestras próximas vacaciones. La mayoría tienen en común unos paisajes espectaculares a vista de dron. Hoy vamos a analizar esta receta.



Recuerdo que cuando estudiamos este tema en la universidad nos pusieron por ejemplo dos vídeos. Uno de ellos era una promoción de España, con paisajes espectaculares. El otro era de Islandia, también con unos paisajes impresionantes. ¿Dónde está la diferencia? La música del vídeo español era una guitarra, quizás un tópico pasado de moda, mientras que la música del video islandés le daba un aire fresco que acompañaba el ritmo del vídeo. De hecho una música pegadiza hará que recordemos mejor un anuncio, cualquier anuncio. 


¿Por qué diríais que es tan importante tener una imagen bien definida de un destino turístico? Gracias a algo tan sutil como que un vídeo de estos te guste o no puede influir en los beneficios de muchos. Es una forma de definir el target, quien quieren que los visiten, que valores quieren compartir y, también, que turismo quieren evitar. Aunque nosotros, en definitiva, percibiremos un paraíso porque nos venden experiencias positivas.  

Con un ejemplo lo entenderéis mejor. Hace algún tiempo Netflix produjo una película que se llamaba "Ibiza". Donde una mujer vivía unas vacaciones de desenfreno en la isla. Como al gobierno de Ibiza no le interesa este tipo de publicidad prohibió grabar esa película en la isla. Y aunque se grabó en Croacia la mala fama se la seguía llevando Ibiza, así que terminaron denunciando a la compañía estadounidense


Otro aspecto, relacionado con el tema de Ibiza, que quiero que reflexionemos hoy es lo difícil que es cambiar los tópicos que se tienen de un destino turístico. La mayoría de asiáticos que vienen a España esperan ver toros, aunque en Cataluña este prohibido, por ejemplo. Y muchos de ellos salen llorando porque no saben en que consiste exactamente el espectáculo, no esperan la muerte del animal. 

¿Cuál es la receta de este filtro de amor? Como he comentado la música es muy importante. También es importe que haya una historia. No os esperéis una producción digna de un Óscar pero si que tenga unos personajes con los que nos identifiquemos viviendo experiencias que nos gustaría vivir a nosotros mismos. Y esto pasa no solo pasa en el mundo del turismo. Este es un anuncio del perfume de Chanel n.º 5, el cual me inspiró para viajar en el Orient Express. 


Otro ingrediente importante es relucir lo mejor que tiene el destino, esos valores positivos, la historia y la cultura de la que se puede presumir. El último ingrediente que a mí me parece muy importante es mostrar algo totalmente opuesto a nuestra rutina, por ejemplo ahora todos encerrados en casa, y hacer sentir al turista como una persona privilegiada. Un privilegio a su alcance, una oferta que no pueda rechazar.



Durante el confinamiento, los distintos departamentos de turismo han tenido que ingeniárselas para que sigamos teniendo ganas de viajar. No solo eso, creo que una vez que podamos volver a viajar habrá mucha más competencia para que escojamos un destino u otro. Sin duda mi favorito ha sido la oficina de turismo de Suiza con el lema de "Dream now, travel later".


Como conclusión creo que por un lado veremos cambios a la hora de ver las promociones turísticas de los destinos simplemente por todo lo que nos ha comportado el tema del coronavirus. Pero por otro, la receta, sigue siendo la misma. Es un filtro amoroso muy potente, que debemos conocer y, si es necesario, llegar a utilizar a nuestro favor. Sea como sea, espero que pronto podamos viajar. También espero que vuestras familias estén bien y que paséis una feliz semana. 

Adriana

domingo, 7 de junio de 2020

Cómo organizar un viaje con tus amigos

Creo que no soy la única que tiene muchas ganas que esta cuarentena terminé para empezar a viajar de nuevo. Así que hoy os traigo una especie de tutorial para viajar con vuestros amigos y que consigas llevar a cabo vuestro deseo de viajar juntos.



Vuelos

Con Núria y Albert a punto de despegar hacía Düsseldorf



Lo primero que tenéis que hacer es empezar a mirar vuelos. Os dejo que el enlace de cómo buscar vuelos baratos. El mejor consejo que puedo dar es que lo miréis en ventana de incógnito en Skyscanner. Aquí tenéis dos opciones: los que preferirías ir a cualquier lugar pero unas fechas concretas o los que tenéis un destino pensado y os da igual las fechas. En ambos casos el Skyscanner está hecho para vosotros: podéis poner las fechas en las que queréis viajar y luego en cualquier lugar o podéis poner el mes más económico y el sitio donde queréis viajar. Luego ya solo quedaría hacer votaciones.


Alojamiento

La segunda cosa que tenéis que mirar es el alojamiento. A partir de tres os recomendaría un apartamento, porque saldrá mucho más barato que un hotel y, además, podréis comprar desayuno y cena, eso que os ahorráis. En este caso recomiendo la página web de Air BnB, que no me patrocinan ni nada para hacer este artículo. Podéis empezar a mirar apartamentos y luego los podéis añadir en una carpeta. Esa carpeta la podéis compartir con el resto de vuestros amigos, que a su vez pueden añadir otros apartamentos a la carpeta. La guinda del pastel es que podéis votar directamente en esa carpeta que apartamentos os gustan más. El tipo de apartamento así como la localización depende de lo que vosotros prefiráis: tenéis que elegir si preferís un apartamento céntrico, que suelen ser más caros pero os ahorráis a transporte público, un apartamento en la periferia e invertir en transporte.

Qué ver


Ahora que ya tenéis los billetes de avión y al apartamento vamos al tercer apartado: qué ver. Cuántas más personas somos más difícil parece organizarse para visitar un destino. Para ello os voy a compartir tres herramientas. 


Aquí con Mario, Verònica y Albert, lo mejor de viajar con ellos es la compañía

La primera se trata de Instagram y sus colecciones. Cuándo voy a viajar a una nueva ciudad lo que hago es buscar el hashtag, por ejemplo #Berlin. A veces los instagramers cuelgan rinconcitos que no salen en las guías oficiales y que nos queréis perder por nada del mundo. Lo que más os gusta y lo podéis guardar en una colección, la pena que no lo podéis compartir con vuestros amigos. Lo que si podéis hacer es hacer un grupo ver mensajes directos de Instagram compartir allí vuestros hallazgos.

La segunda herramienta que os quiero compartir es Pinterest. Allí es que podéis crear tableros y compartirlos con vuestros amigos para que todos podáis ir añadiendo información interesante sobre vuestro viaje.

Viajar con amigos es sinónimo de ver o hacer cosas que no te habías planteado

Por último, el que a mí me parece más útil pero también da más trabajo, es el Google Maps. Tenéis que ir a Mis Mapas y crear un mapa sobre el destino que vais a viajar. El mapa lo tenéis que crear en oculto y compartirlo con vuestros amigos. Allí podéis marcar dónde va a estar vuestro apartamento, por ejemplo, por eso os digo que no lo hagáis público. Luego podéis crear una capa para cada uno de vosotros y así veréis en el mapa que quiere ver cada uno. O podéis crear capas por características, por ejemplo, museos, restaurantes, tiendas, ...

Luego, antes del viaje o el mismo día cuando ya estáis allí, puedes decidir que ver. Depende del día que haga. Si va a llover todo el día mejor que os hagáis la ruta de los museos. El mapa que habéis hecho os ayudará a ver qué zonas tienen más cosas que ver, aprovechar ver los distintos monumentos que entre todos queréis ver. Además no tenéis porque ir todo el día todos juntos, podéis ir a dos sitios que estén cerca pero que ninguno de los dos quería ver el otro y luego quedar para comer en un restaurante a camino estos dos momentos.

Dinero


Por último, pero no menos importante está el dinero. ¿Cómo era eso? "Las cuentas claras, el chocolate espeso y los amigos para toda la vida". Normalmente lo que hacemos es tener un monedero común donde todos añadimos la misma cantidad de dinero y pagamos las cuentas conjuntas, como la gasolina o el restaurante. Si luego hace falta añadir más volvemos a añadir todos la misma cantidad y si al final del viaje ha sobrado algo nos lo repartimos a partes iguales. Investigando para este artículo he encontrado estas tres aplicaciones: Splitwise, Billr o Divvy que ayudan a contabilizar y dividir los gastos. Pero yo nunca las he probado, así que no os las puedo recomendar. 


Otra cosa que os recomiendo es que el monedero no se haga cargo siempre la misma persona. Cada día lo puede llevar una persona distinta. No podemos esperar que una persona del grupo haga de mama. Es bueno repartirse las tareas, uno se encarga del alojamiento, otro de los vuelos, otro del transporte público, ...


¡Ya estáis organizados! ya os podéis ir de viaje. Solo recordaros los últimos detalles cortesía: no lleguéis tarde, facilita el paso del control de seguridad en el aeropuerto, no pidas que os lo traduzcan todo y esforzaros con el idioma, atreveros a probar cosas nuevas, respétate y pide espacio personal cuando estéis en casa, y todas esas cosas que doy por supuesto que ya sabéis. En una conversación con Noemí le expliqué que no siempre es fácil, cada uno somos de nuestro padre y de nuestra madre. Que viajar tiene cosas muy bonitas y divertidas pero pueden surgir problemas o podemos estar cansados y no responderemos de la mejor manera. Así que viajar con amigos forma parte del aprendizaje de uno mismo y del cuidado de nuestra relación con nuestros amigos. En definitiva es algo que hay que vivir: si sale bien repetimos y si no, no pasa nada. 

Con Anna y Marina en Ámsterdam, el primer viaje que hice al extranjero con mis amigas


Ahora que estamos todos encerrados en casa, cada uno con su grupo de cuarentena, pasando 24 horas al día con personas, se pueden crear muchos roces y os vais a dar cuenta de lo importante que es pasar tiempo solas cómo mismo y dar ese mismo espacio al otro. Antes, como cada uno se iba a estudiar o trabajar y nos veíais al volver no nos parecía tan agobiante. 


Espero de verdad que haberlos ayudado al menos a inspirados a seguir viajando después de que todo esto pase. Dejarme comentarios dónde os gustaría viajar a vosotros. También espero y deseo que toda vuestra familia y amigos están bien ¡Que tengáis una feliz semana!

Adriana